¿Agitación Inmanente?

Entendemos este espacio (internet) como una expresión de la proletarización comunicativa, donde nuestras relaciones sociales son desprovistas de cualidad en pos de una rapidez e instantaneidad que solo prioriza los tiempos de producción y nos aleja de la vida social. Es por ello, que para recuperar el desgarro de nuestras vidas, es necesario comunicar y teorizar el presente tanto en este espacio como en los lugares cotidianos donde nos desenvolvemos.

Pero, ¿Qué es ser proletarios? ¿Estamos orgullosos de ello?. Los proletarios, son seres humanos despojados de sus facultades para poder decidir sobre sus vidas. Sometidos a vender su fuerza de trabajo para sobrevivir, y a mantener la valorización incesante de capital que los obliga a “cambiar” su tiempo de trabajo en el mercado de la vida moderna. Mercancía humana que se intercambia por tiempo de consumo.

Pero es precisamente esta condición, la que nos coloca en la posición irremediable de frenar esta situación indigna. No es algo que hayamos elegido, ni de lo que nos sintamos orgullosos. Es nuestra condición histórica de explotados la que nos hace portadores de la negación intrínseca al movimiento de valorización mundial (Capitalismo)

Así es que entendemos la agitación revolucionaria como un ejercicio inmanente a nuestra clase, del cual tomamos posición, no como seres iluminados ni vanguardistas sabedores de una verdad, sino como parte de una historia que nos negamos a olvidar, de la cual formamos parte querámoslo o no. Porque el antagonismo de esta realidad es inmanente y cotidiano, desde que nos levantamos hasta que nos acostamos. Por tanto, elegimos aportar a dar las razones existentes para que el conflicto se manifieste. Porque tenemos la certeza de que esta realidad indigna es palpable para todos los proletarios, nuestro objetivo es contribuir a incendiar el viejo mundo con materiales teóricos que fundamenten y posibiliten su destrucción. Para que cuando el conflicto histórico estalle, no repitamos los mismos errores de los asaltos pasados.